¿Qué es el Branding Digital?

¿Qué es el Branding Digital?

El entorno empresarial lleva años aproximándose lentamente a un nuevo (y para muchos desconocido) escenario: el de la era digital. Para la mayoría de las empresas, la transición ha sido lenta e, incluso, los que hay que aún se resisten al cambio. Es por ello, que creemos conveniente resaltar algunas de las ventajas en cuanto a branding o creación de marca que los negocios con espíritu digital poseen:

Antes quizá era suficiente el uso del logotipo para la identificación de nuestra marca, pero ahora es necesario asumir que la construcción de nuestra reputación e identidad digital es uno de los mayores retos a los que nos enfrentamos: Si el boca-oreja es efectivo en la vida real, imagina el poder viralizador que tiene internet para multiplicar los comentarios y opiniones de los usuarios o clientes de nuestra empresa. Éste, quizá, es uno de los mayores temores que surgen cuando la empresa decide “salir” a la web 2.0: el temor a las críticas; si bien es cierto que una de las mayores necesidades que tiene cualquier marca (sobre todo si es de reciente creación) es el feedback; ¿a qué empresario no le interesaría lo que otros piensan de su marca? Este conocimiento sobre el target o público objetivo de nuestro negocio es vital para cualquier tipo de comercio. En este sentido, internet –y las redes sociales en particular- nos brindan una excelente herramienta de monitorización,  comunicación bidireccional y visibilidad que, por si fuera poco, es gratis.

Cuando afirmo que “es gratis” hay que matizar el concepto: aunque tener una cuenta en Twitter, Linkedin, Facebook, Google +, etc sea gratuito, hemos de realizar otro tipo de inversión a la que, poco a poco, las empresas van dedicando parte de sus presupuestos: el personal cualificado para ello. Y es que la gratuidad de las herramientas no implica que la creación de un poderoso y efectivo canal de marketing digital sea fácil ni rápido:

  • Primero hemos de identificar a nuestra audiencia: ¿quiénes son las personas más interesadas en mi producto?
  • Reconócelo: la competencia existe. Y no sólo eso, es necesario que exista y no tenemos que verla como al enemigo: raro será el caso de la empresa que no tenga competidores, es casi seguro que existe alguien que hace lo mismo que tú, desde hace más tiempo y que, quizá,  venda más. Esto es positivo porque nos obliga a trabajar y a esforzarnos más.
  • Busca tus valores diferenciales:  Ahora que ya has identificado a la competencia y que has visto lo que hace, es el momento de reflexionar sobre tu marca. La creación de branding es un proceso que puede llevar años, pero dicho proceso será más ágil cuanto menos nos cueste diferenciarnos.
  • Involucra a tu equipo:  la creación de una marca potente no depende de uno solo. Olvida tu papel de jefe y conviértete en líder: Esfuérzate en que tu equipo sienta orgullo de pertenencia. Eso se respira en  la comunicación vertida por la marca, y es más poderoso aún en Internet. Sólo así, tu equipo va a generar un valor añadido a tu marca.  Ten siempre esta pregunta en tu mente: ¿Cómo te gustaría que un empleado hablase de ti a otra persona? Muchas veces nos esforzamos por blindar una buena reputación digital de la marca mediante campañas SEM, publicidad atractiva o acciones exitosas y descuidamos el mayor activo que tiene nuestra compañía. Intenta que la gente tenga ganas de trabajar en tu empresa, es el mayor branding que puedes forjar.
  • Planifica tus actividades y házselo saber al departamento de Social Media o Marketing Digital: Es un error frecuente la desconexión entre la agenda diaria de la compañía y los canales de comunicación externa y Marketing de la marca. Este error deriva de la falsa creencia de que dichos canales existen sólo para responder a posibles quejas o preguntas del usuario; es cierto que parte de su trabajo tendrán que dedicarlo a eso, pero la creación de una estrategia poderosa en internet puede convertir esa acción de marketing offline que estás planificando en un referente del sector. Piensa si te compensa que tu equipo no sepa con antelación las acciones previstas.
  • Por favor, cuida el diseño de tus portales: igual que te esforzarías en que la oficina estuviese limpia y ordenada ante la mirada de un cliente, has de hacer lo mismo con tu “oficina virtual”: un diseño responsive de tu web permite que el usuario pueda acceder desde su móvil ¿de verdad vas a dejar escapar a ese altísimo porcentaje de personas que navega desde sus terminales? Además, procura que tu web sea intuitiva, para ello es importante que tengas presente la usabilidad: ese término que hemos adoptado en nuestra lengua y al que dedicaremos otra entrada más adelante.

En definitiva: como verás, la creación de un potente branding digital es una tarea que implica a todo el personal de la empresa, empezando por el líder de la misma, y para el que hemos de destinar parte de nuestros presupuestos. De ello puede depender el éxito de nuestro negocio.

Beatriz Gómez

El perfil del Community Manager ¿Eres una PYME y todavía NO CONOCES la importancia del MARKETING DIGITAL en la Estrategia de Ventas de tu empresa?
Your Comment

Leave a Reply Now

Your email address will not be published. Required fields are marked *